La multiplicación de los pises y las heces

Si hay alguien que puede expulsar su peso en caca (además de en vómito), ese es Olmo. La de ayer le tiñó el body de un precioso color mostaza desde el coxis hasta la clavícula.

Me puse a lavarlo inmediatamente, porque como cualquier buen padre de familia sabe, la duración de una mancha de caca seca equivale a la de un tatuaje, o a la de una bolsa de polietileno flotando en el océano.

Y entonces lo miré bien y supe que ese body jamás volvería a ser verde, lo hice una bola y lo tiré a la basura.

Anuncios

Dando de comer a los doctores

Llevamos más visitas médicas en los 15 últimos días que en los 15 últimos meses.

 

Primero el miércoles 13 de agosto, tras llegar a casa del trabajo, ponerme mi pijama de verano e Iris el suyo (vamos, que se arrancó el uniforme de la guarde y se quedó en bolas), se cayó y se hizo una brecha en la frente. Yo sola en casa, ella sangrando, la cogí en brazos mientras le tapaba la brecha con un pañuelo, haciendo malabares cogí las llaves de casa y su tarjeta sanitaria, y al centro de salud andando en pijama/bolas. Lloró más por los 3 puntos que por el golpe…

 

La noche del lunes al martes, tras despertarse llorando a la 1 y seguir igual a las 3, decidimos ir a urgencias y tenía infección de oído. Entre eso y buscar la farmacia de guardia, no dormí hasta las 5:30. En el trabajo no se dieron cuenta por mis ojeras (las tengo tatuadas desde que soy madre) sino porque me dormía sobre el teclado del ordenador. Por si acaso había enviado un whatsapp a mi jefe desde urgencias a las 4:30 para que estuviera prevenido (y ya que yo no duermo, si despierto a alguien parece que el sufrimiento es menor, por esos mis amigas apagan el móvil o lo ponen en silencio por las noches, se cansaron de mis mensajes a las 3 de la mañana…).

 

Y en mi primer lunes de vacaciones, me duele un montón la espalda y el médico me dice que tengo lumbago. ¡Yupi! Todo el año sin una sola baja, y en mi primer día libre lumbago… Tengo que hablar seriamente con mi espalda y explicarle cuándo puede y cuándo no puede ponerse mal…

Operación ojeras

A la 1 Iris ha empezado a llorar. 2 horas después he pensado que no era normal, he despertado a Jose y a urgencias: infección de oído. Tras buscar la farmacia de guardia, llegar a casa y dormir a Bichín, 5 de la mañana. Y media hora después sigo sin poder dormir…

Menos mal que envíe un whatsapp a mi jefe a las 4:30 (espero que duerma con el móvil en silencio como ya hacen todas mis amigas gracias a mí), no creo que le parezca mal si llego al trabajo 1 hora tarde. Total, para lo que voy a rendir mañana… zzzzz

Ocurrencias de madre: los botes de especias

Para fregar los platos tranquila, esta semana se me ocurrió dejar a Iris en el suelo de la cocina entretenida con los botes de especias.

– Mira, éste huele a hierbas… huele éste, huele a picante…

Y así la dejé, con mi genial idea de que oliera los botes, mientras yo fregaba toda contenta viendo que mi idea funcionaba y la niña se entretenía sola. Escamada tras 5 minutos de inusitado silencio, me giro desde el fregadero, y descubro que Iris ha utilizado también los otros 4 sentidos con las especias: no queda pimentón en el bote, y tengo media cocina con colorante amarillo.

Limpio a la niña, limpio el suelo, no termino de limpiar los platos, y 2 días y 2 duchas después todavía tengo las manos amarillas!

PD: un cuarto de hora antes de dejar a Iris con las especias, había bañado a Iris, la niña estaba limpia y reluciente.

El Quiet Book de Bichín (II)

¡Dios mío! No sabía yo bien en la que me metía cuando decidí hacerle el Quiet Book a Bichín (o libro “Cállate Niño” según Mabel). No sé cómo lo harán las madres y abuelas que leo en internet (bueno vale, las abuelas porque no tienen a un monstruo de Duracell niño pequeño todo el rato persiguiéndolas).

Primero de todo, la cagué cuando me compré la tableta táctil para diseño gráfico en el embarazo. “Me voy a hartar a hacer diseños en los 4 meses de baja por maternidad”, pensé. Já. 2 años después todavía está en la caja sin instalarla en el ordenador.

Y ahora quiero tener listo el libro de tela para noviembre, y en el mes de septiembre he terminado 4 de las 10 páginas totales. Octubre va a ser el mes del insomnio…

Tengo lista la página del reloj-girasol. Los pétalos son números con la cantidad de pipas que indican (el 3, 3 pipas) y por una cara vienen los números en normal y por la otra en romano. Pues 5 horas de mi tiempo se llevó la paginita de los coj… las pipas.

03 QB (23c) girasol03 QB (32c) girasol

También está lista la muñeca con ropa de quita y pon de velcro. No sé cuantas horas me llevó porque excepto el girasol que lo hice en un festivo que Bichín tenía guardería, el resto van con media hora cada noche a restar de mi fraccionado sueño…

05 QB (19)c muneca

Terminados también los globos, el objetivo es enlazar cada globo con su diseño, el cierre de clip lo veo todavía complicado para una niña de 2 años… así se entretendrá más tiempo, que con lo que me ha costado diseñarlo y coserlo, ¡este libro le tiene que llegar a la universidad!

07 QB (15c) globos07 QB (18c) globos

Y la última página lista, la zapatilla para aprender a atarse los cordones.

09 QB (9c) zapatilla

Y hasta aquí he llegado en septiembre. Estoy pensando pedirme una excedencia para terminarlo… 😦

Las masocas que os guste sufrir cosiendo interminables horas para vuestros niños, aquí podéis comprar la tela. Quiero hacer algunas revisiones al diseño porque hay cosas mejorables, pero hasta que no termine el Quiet Book ni reviso diseños ni cocino, mi tiempo libre ya tiene dueño.

Árboles genealógicos

Me gustan los árboles genealógicos. De siempre. Desde que de pequeña me mandaron hacer uno para el colegio. Recuerdo que puse a mis padres, abuelos y tíos dibujados a mano, y que mi madre me dijo que estaba muy bonito (mi madre, ¿qué me iba a decir?).

Cuando me embaracé de Bichín me volvió el interés. Ésta vez no era sólo mi árbol, que ya me lo conocía bastante. Era también el de mi pareja, había novedades. Y otra vez a preguntar a los padres, a los tíos, buscando restos de memorias.

Una tía de la madre de Joze aún vive, nos pudo dar datos. Por otro lado mi abuela paterna me contó que su madre murió muy pronto, apenas tuvo contacto con esa familia y no sabe los nombres de sus abuelos maternos. Sin embargo mi abuelo paterno se sabe hasta sus bisabuelos…

Una buena forma de conseguir información es pidiendo partidas de nacimiento. En la de mi madre venían hasta sus abuelos.

Con la información reunida, me puse con el diseño, paso de árboles ñoños. Así que la inspiración me llegó una vez, y otra, y otra… Y decidí ponerlos a la venta, por si a alguién más le gusta la genealogía pero pasa de los árboles de toda la vida.

Y al final, lo que pasa siempre, en casa de herrero cuchillo de palo. Todavía no he imprimido el que colocaré en la habitación de Bichín. Pero por lo menos hice uno en pegatina para su libro del bebé.

Árbol genealógico de árbol

Árbol genealógico circular

Árbol genealógico circular de textoÁrbol genealógico en rectángulos

Disfraz de carta de corazones expres

Si el año pasado Bichín tuvo un disfraz, este año 2. ¡Qué no se diga de crisis ni estrecheces!

Estrecheces, las de su vestido de gitana de la feria del año pasado, que pensábamos que le cabría este año, y lo que es caber, le cabe, otra cosa es que pueda respirar con él puesto… Ya le tienen apañado uno de su prima de hace años, pero éste no es el tema de hoy.

El tema de hoy, o más bien el tema de hace 2 meses, es que tuvimos que hacerle 2 disfraces: uno para la guardería y otro para ir con la familia en el pueblo de Jose.

El tema elegido por la familia gaditana este año fue “pavos reales”. Así que basándonos en las indicaciones de charadas, y con ayuda de mi madre que estaba esa semana de visita-salvación-procuradoradesiestas-cocinera preparamos los 3 trajes. No hay mucho más que contar, en la web lo explican muy clarito.

http://charhadas.com/ideas/22964-disfraz-casero-de-pavo-real-paso-a-paso

Para la guardería tenía que ir de Alicia en el País de las Maravillas. Y como tiene una madre “más apañá que un jarrillo lata”, pues con 4 cosillas le hice el disfraz de carta de corazones: geotextil de la obra (muy parecido al fieltro blanco), rotulador permanente rojo de la oficina, unos retales de tela negra, y unos clips que compré hace mucho en el Lidl.

Primero recorté los rectángulos. El ancho, su medida de hombro a hombro, y el largo, del hombro a la rodilla.

Con el rotulador rojo permanente pinté los corazones por delante y un entramado de espirales rojas por detrás.

0 preparacion carta (1)

Con unos retales de tela negra corté unos rectángulos y cosí los tirantes.

0 preparacion carta (7)

Y por último, con el cacharro-nosécómosellama-poneclips del Lidl le puse los cierres laterales.

0 preparacion carta (4)

Ah, y con un palo, un corazón, y cinta de embalar roja, le preparé una lanza que fue el terror de los nenes en la guarde (la seño se la tuvo que quitar a los 5 minutos).

0 preparacion carta (24)0 preparacion carta (25)2013-02-07 prueba disfraz (8)

Así que, tras el conejito exprés del año pasado, aquí tenéis la carta de corazones exprés, otro disfraz rápido y barato!

Cómo entretener a un bebé de 1 año por menos de 1 euro: en el coche

Puf, por fin un poco de descanso. Pero un poco nada más.

He estado preparando disfraces para carnaval hasta la semana pasada. He estado preparando las invitaciones de boda de una amiga, diseño personalizado y algunas de ellas con un plegado muy chulo, cuando se pase la boda a ver si las enseño. Y sigo cuidando de una nena que no para quieta ni debajo del agua (otro día contaré sus aventuras bañeriles, cuánto sufrimiento…).

En el coche no le mola ir. Eso de estar sentada y atada a una silla, desde que sabe andar (desde los 10 meses) como que no. La entretenemos cantando canciones, dándole gusanitos, incluso hemos probado a poner el DVD con dibujitos animados. Pues ni por esas.

Hay un truco que medio funciona. Al final también se cansa, pero hasta entonces nos da unos minutos de tregua. Se trata de: “EL ZOO DE IRIS”.

Materiales necesarios: álbum de fotos tamaño din-A6 o 10×15 cms de los chinos, coste 60 cts; un ratito en internet buscando fotos de animales; impresora; tijeras o cuchilla.

Pues lo más sencillo del mundo. Busqué fotos de animales (con el fondo blanco, hay que ahorrar tinta que está la cosa muy mal, en Google “animales fondo blanco” o “animal white background”), las imprimí 4 por folio, recortar y meter en el álbum. En la primera página interior puse también mi número de teléfono, lo pongo en todas las cosas de la nena por si se me pierden por la calle (ya me ha pasado más de una vez, ¡se me pierden por casa como para no perderse por la calle!).

Y en el coche le dejo a Iris el álbum, va pasando páginas y le digo el nombre de los animales, luego le hago los sonidos y ya se sabe muchos de ellos y los repite… ¡cuando quiere!

0 2013-02-21 zoo iris (3) c0 2013-02-21 zoo iris (4) c0 2013-02-21 zoo iris (5) c0 2013-02-21 zoo iris (6) c0 2013-02-21 zoo iris (7) c0 2013-02-21 zoo iris (8) c0 2013-02-21 zoo iris (9) c0 2013-02-21 zoo iris (10) c

__________________________

AL: A ver, Iris, la vaca, muuuuuu.

Iris: Muuuuuu.

AL: Éste es el perrito, guau.

Iris: Uau.

AL: Mira, la ovejita, beeeee.

Iris: Muuuu!

Bichín casi muerde, y sus papás no duermen…

Iris está con los dolores por su primer diente. Diente que no aparece, y lleva semanas con molestias.

Ayer por la tarde, tras el paseo para ver a la Virgen del Carmen, llegamos a casa y tenía unas décimas de fiebre. Eso, y el culo rojo fosforito, parecía un gusiluz. Antes había pensado que podía deberse a arrastrarse sin pañal por la playa, efecto exfoliante de la arena, pero unido a la fiebre, el malestar y las quejas de la niña, recordé que me habían advertido que los dientes causan ese efecto en el culo (¿y qué relación tienen las encías con el culo para que pase eso? Iker Jiménez, aquí tienes un tema de estudio).

Total que por la noche la puse entre su papá y yo, arropadita en la cama, que se sintiera confortada. Pero seguía despertándose y llorando, así que fuimos a por el Apiretal. Y digo fuimos porque primero fue el padre y no lo encontró, de modo que finalmente fui yo.

Le pongo unas gotitas en la boca, y zas! Premio! Se pone a vomitar leche a bocanadas. Yo con una servilleta de papel en la mano por si le goteaba el Apiretal, y me encuentro con un reguero de leche imparable, me chorreó por toda la mano, la camiseta, el pantalón, las sábanas… No hay como haber cambiado las sábanas de la cama hace 3 días para tener que cambiarlas de nuevo a la 1:12 h de la madrugada…

Pero después ya durmió mejor, y por la mañana pasé de llevarla a la guarde medio pachucha, así que desperté a mi madre (está de visita) y le dije que se quedara en nuestra cama con la niña. Me ha llamado a media mañana para decirme que todo va bien, que ha tomado de mi leche extraída más de 100ml con cucharilla y que ya no tiene fiebre.

Así que me voy volando a ver a mi Bichín, que ya estamos en joranda intensiva de verano, y yo aparte de intensiva la tengo reducida al 75%, así que a casita pronto!!! 🙂